Museo de Santiago

DESCRIPCIÓN:

Desde 1993 la iglesia de Santiago alberga un Museo de Arte Sacro donde se conservan piezas procedentes en su mayoría de los fondos artísticos de la parroquia de Santa María, de la propia Iglesia de Santiago, de las ermitas de San Juan de Cestillos y de La Piedad. De la desaparecida iglesia parroquial San Juan del Mercado y de los extintos monasterios de San Francisco y Santa Isabel, de donaciones de algún particular e incluso de diversos puntos de la comarca, como piezas de orfebrería, cantorales, facistoles, pinturas, esculturas, etc.

 Lo más notable que se guarda en este museo es:

  • Una escultura en madera policromada, de autor desconocido del siglo XVII, de San Francisco de Asís, situada sobre una columna románica que procede de la fachada de la iglesia de Santa María.
  • Las tallas de San Crispín y San Crispiniano del siglo XVII, zapateros mártires de la misma época que San Zoilo, patronos de los zapateros. Las dos tallas forman pareja y son obra del mismo autor, quien, teniendo en cuenta que los mártires eran gemelos, realizó dos figuras casi idénticas que se diferencian en la policromía.
  • Un lienzo de Nuestra Señora de la Soledad del siglo XVII, de grandes dimensiones, que estuvo en el desaparecido convento de Santa Isabel y después en la nave central de la iglesia de Santa María. Es una de las muchas copias que se hicieron de la famosa Virgen de la Soledad de la Victoria del convento de los Mínimos en Madrid, por lo que repite un modelo fijo.
  • Dos capiteles románicos del siglo XII que aparecieron en 1978 durante las excavaciones previas a la restauración de la iglesia. Parece ser que estaban en el crucero de la iglesia original, a gran altura, o quizás enmarcaban el arco triunfal de la capilla mayor. Presentan figuras geométricas sencillas.
RECURSO TURÍSTICO MUSEO DE SANTIAGO
CATEGORÍA Manifestación Cultural
TIPO Arquitectura y espacios urbanos
SUBTIPO Museo
DECLARACIÓN Monumento BIC (declaración 27/04/2000)
UBICACIÓN Castilla y León, Palencia, Carrión de los Condes, C/José Antonio Primo de Rivera, 2 Tfno: 979-880-072
ÉPOCA s. XII (restauración siglo XIX y XX)
ESTILO Románico
CONSERVACIÓN Buena
TITULARIDAD Diócesis palentina
USO ACTUAL Museo
ENTRADA 1€
HORARIO A confirmar
  • Un Cristo Yacente en madera policromada, que estuvo en la ermita de la Piedad. En origen era un crucifijo gótico del siglo XV, como muestra la disposición de los pies; de esta época es el cuerpo. Después se sustituyó la cabeza y se retalló el paño de castidad, quedando una imagen completamente desnuda. Más adelante, se cambiaron los brazos y se hicieron los actuales, paralelos al cuerpo, y también se añadió un paño de castidad de tela encolada. Entonces se guardó en una urna de cristales y oculto por unas sábanas. Finalmente, se restauró en 1996.
  • Una imagen del dominico palentino de Frómista, San Pedro González Telmo del siglo XVIII, patrono de los marineros, que probablemente fue procesional, y quizás procede del antiguo convento de Santo Domingo, si bien cuando llegó al museo se guardaba en la iglesia de Santa María.
  • Una delicada talla del Niño Jesús, anónima del siglo XVII y repintada en el XIX, propiedad del Ayuntamiento de Carrión. Estuvo en el Carro Triunfante que salía en la procesión del Corpus Christi vestida con una túnica blanca, luego se guardó en la casa parroquial de San Andrés y finalmente se cedió al museo para su exposición.
  • El que fue retablo mayor de la ermita de San Juan de Cestillos hasta que se trasladó aquí en 1994 por motivos de seguridad, obra de 1600. Tiene en el centro una escultura de San Juan, una de la Inmaculada en el ático y cuatro pinturas sobre tabla, dos a cada lado, que relatan la famosa danza de Salomé y el martirio del Bautista.
  • La imagen de Nuestra Señora de la Piedad de 1420 que procede de la ermita homónima. Es una talla de piedra caliza, con policromía posterior, probablemente importada de Bohemia, Austria o Baviera, y muestra a Nuestra Señora con un rostro muy juvenil, casi infantil.
  • También procede de la ermita de Nuestra Señora de la Piedad el Calvario del siglo XVI en óleo sobre tabla, que quizás formaba parte su retablo mayor original. Se conservaba en varias piezas separadas y fue totalmente reconstruido a finales del siglo XX. Además de Jesucristo en la Cruz, están representados la Virgen María, San Juan y la Magdalena, con la calavera de Adán. Las figuras presentan rasgos expresivos y artificiosos, propios del manierismo, e incluso algo grotescos.
  • Una pequeña talla del Santo Cristo de la Cepa y la Salud del siglo XVI, que muestra al Salvador crucificado en un árbol nudoso evocando a la Cruz como árbol, y refleja las características de la escuela castellana del siglo XVI y la influencia de la obra de Berruguete: el ceño fruncido, la nariz aguileña, los ojos rasgados, la boca entreabierta. Parece ser que procede del monasterio de San Zoilo. En la restauración de 1996 el tronco perdió el plateado que tenía, que ya estaba oxidado.
  • Una talla de San Miguel Arcángel siglo XVIII, que lo representa como capitán del ejército celestial frente al Demonio, rendido a sus pies.
  • Una imagen de San Juan Bautista del siglo XV conocida como San Juan Verde, realizada en un solo bloque de madera, de forma algo rígida, incluso basta, y muy tradicional, aunque el rostro es expresivo. Procedente de la ermita de San Juan de Cestillos, donde apareció casi enterrada en sus muros, pintada totalmente de verde; después estuvo en la fachada de la ermita y en el siglo XX se trasladó a la iglesia de Santa María, donde se restauró totalmente y se le añadió la mano izquierda, de la que carecía, sujetando una copa, por lo que parece más una imagen del Salvador o de San Juan Evangelista.
  • Un retablo del siglo XVII que se compró a la parroquia de Villotilla en 2000 muy deteriorado, por lo que hubo de ser restaurado. En la hornacina central, enmarcada por dos columnas entorchadas, se guarda la imagen de San Basilio el Grande.
  • Un mantón de Manila, enmarcado, utilizado como palio con los 6 varales plateados que le acompañan .Obra de escuela española o mejicana de hacia 1900.Las caídas del palio son los flecos, y el mantón se sujetaba a los 6 varales de metal por medio de unos lazos.
  • Colección de ornamentos litúrgicos: ternos, casullas, capas pluviales, albas. Destaca de manera especial el terno rojo del siglo XVI dedicado a Santiago y una casulla chino-filipina de finales del siglo XVIII. También hay interesantes cortinillas de sagrario, estandartes de cofradías, paños de hombros y cortinas de expositor.
  • Capilla portátil de madera policromada anónima del siglo XVIII, de pequeñas dimensiones responde a la necesidad de tener un oratorio privado y móvil para satisfacer las necesidades espirituales de toda persona devota.
  • Pila del agua bendita. Pieza del siglo XVI por el mal de la piedra debido a contaminantes atmosféricos y al tipo de piedra.
  • Cornucopia y litografía de San José del siglo XIX
  • Niño Jesús. Talla anónima del siglo XVII de madera policromada. Perteneció a la ermita de la Piedad, se llevó al museo por seguridad.
  • “Tabla de procesiones” del siglo XVIII seguramente perteneció a la iglesia de San Pedro debido al escudo de la corona real que centra la tabla y que lleva dos llaves de San Pedro y la tiara papal.
  • San Quirico o San Quirce. Talla anónima del siglo XVI, esta imagen se empleaba el Lunes de Pascua en la fiesta infantil de Los Ángeles Somos, los monaguillos de las parroquias salen a bendecir a sus vecinos a cambio de un obsequio para una merienda.
  • Cuadro del “Martirio de Santo Tomás de Canterbury”. Ingresó en el museo junto con otras obras adquiridas en el año 2000 a la parroquia de Villotilla.
  • El “Facistol grande” es parte del mobiliario destinado al coro de los templos, para colocar sobre el los grandes cantorales con los diferentes cantos litúrgicos. Va en madera en blanco, sin policromar. Es anónimo del siglo XVIII.
  • El “Facistol pequeño” realizado en madera de nogal con un vástago de columna salomónica. Se cree que proceda del coro del monasterio de San Zoilo.
  • San Antonio Abad, obra atribuida a Alejo de Vahia que tenia un taller en Becerril de Campos desde la década de 1480 hasta su muerte en 1516.
  • Vitrina1. Varios rosarios de plata, azabache y nácar pertenecientes a diferentes vírgenes de las iglesias de Santiago y Santa María. Un Joyel de plata siglo XVIII. Tres ánforas de plata para los Santos Óleos.
  • Vitrina 2 ubicada debajo del arco que cobijaba la cajonería. Los cuatro  candelabros de la “Virgen del Carmen” de plata obra de 1763. Colección de vinajeras de distintos tipos y materiales.
  • Vitrina 3 nos encontramos diferentes piezas como tres navetas de plata; cinco incensarios que van desde el siglo XVIII al XX; varias cruces de plata, cristal, madera y nácar del siglo XVII; un Cristo crucificado anónimo del siglo XIX de marfil; dos acetres y varios juegos de candelabros de bronce; una pequeña “Cabeza de demonio” procedente de la Iglesia de San Francisco del siglo XIV; unos “candelabros de tipo modernista”; dos cetros de plata decorados con cuatro cabezas de querubines y su parte inferior con forma de manzana gallonada.
  • Vitrina 4 es un armario-alacena del siglo XVIII. Guarda un bajorrelieve de “Cristo Camino del Calvario” anónimo del siglo XVI; una colección de Cálices; una jarra de acristianar; tres relicarios; cuatro portapaces; diez cálices de distintos materiales y procedencias; dos conchas de acristianar y dos copones.
  • Vitrina 5 realizada aprovechando un hueco en la pared. Muestra llaves de sagrarios en un original libro de madera.
  • Vitrina 6 guarda insignias de cofradías; coronas de varios tamaños; juegos de corazones con las siete espadas de los dolores de la virgen; planchas o troqueles de hierro con los que se hacían las formas sagradas.
  • Vitrina 7 ocupa el centro de la sala. Se ha colocado:
  • La Cruz alzada de la parroquia de Santa María, plata en su color y plata sobredorada del siglo XVIII. Responde a la estilista de tipo rococó pero la macolla, que soporta la cruz y facilita su traslado, es de estética neoclásica. Representan el Camino del Calvario, la Oración del Huerto, la Coronación de espinas y la Flagelación del Señor.
  • La Cruz alzada de la parroquia de San Juan del Mercado, plata en su color y plata sobredorado del siglo XVIII. Es una cruz rococó siendo algo floja la ejecución de la macolla. En la cruz va el crucifijo y el busto del Bautista señalando el Cordero de Dios.
  • La Cruz alzada de la parroquia de Santiago, plata en su color y plata sobredorado del siglo XVII. Presenta una pequeña cruz flordelisada y las iniciales “BL”.
  • Una gran Custodia y varios candelabros de inicios del siglo XX.

Existe una colección de casullas y ternos, en diferentes vitrinas, destacan entre ellas:

  • TERNO. Siglo XVI. Terciopelo, seda, hilos de oro y plata. Bordados
  • CASULLA. Anónimo chino-filipino. Casulla morada, estola, manípulo, bolsa de corporales y cubrecáliz. Seda bordada de finales del siglo XVIII
  • CASULLA. Anónimo chino-filipino. Casulla verde, estola, manipulo, bolsa de corporales y cubrecáliz. Seda bordada de finales del siglo XVIII.

Con motivo del XX Aniversario de la declaración por parte de la Unesco del Camino de Santiago Francés como Patrimonio de la Humanidad se ha realizado un montaje audiovisual acerca del mensaje de la escultura de la fachada, que mediante espectaculares imágenes, se proyecta ahora sobre el ábside de la capilla mayor.

  OBSERVACIONES:

No dispone de acceso para personas con dificultades de movilidad.